Marketing emocional para atraer clientes

Marketing emocional para atraer clientes

Si quieres diferenciarte de la competencia no te limites a vender productos, crea experiencias y aporta  beneficios. Descubre cómo hacerlo a través del marketing emocional. 

Una buena comunicación es tan poderosa porque es capaz de dejar huella en el público. Los consumidores del s.XXI, eligen a las marcas que conectan con ellos. Cada vez se presta más atención a cómo generar emociones para estimular las compras, y de ahí el gran interés que está despertando el neuromarketing. Según Hans-Georg Hänsel, ‘alrededor del 75% de las decisiones de compra se toman de forma inconsciente,  e incluso el porcentaje restante no actúa con la libertad que creemos’. 

Algunas campañas publicitarias exitosas, ponen de manifiesto que al público le gusta sentirse parte de sus spots y de sus creatividades. Aquarius nos tocó el corazón en su campaña ‘adopta un pueblo’ donde animaba a la gente sin pueblo a hacerse hijo adoptivo de cualquier zona geográfica de España. Pero si hay un rey en esto de tocar la emociones, es CocaCola. ¿Quién no recuerda la campaña de ‘Coca-Cola para todos’? La multinacional hizo que altos, bajos, gordos o flacos, se sintieran parte de la marca.

Regalo promocional tarjeta USBEl marketing emocional pretende seducir al consumidor, y para ello le dedica tiempo y atención. Combina dos elementos claves: la emoción y la experiencia. Las emociones controlan nuestros pensamientos y nuestro comportamiento en general. Son una alteración del ánimo, un interés; pudiendo ser positivo o negativo. La experiencia es un acontecimiento que resulta digno de ser destacado en la vida de un individuo. Cada vez más, las marcas se ponen al servicio de las personas y es ahí , donde empieza la evolución hacia el inminente marketing 3.0.

¿Cómo puedes aplicar marketing emocional a tu empresa para atraer clientes?

1.- Crea una vinculación afectiva con los consumidores: además de ser el objetivo principal del marketing emocional, es el elemento diferenciador que puede hacer que el consumidor adquiera tu marca y rechace a la competencia. No debemos olvidar que la decisión de compra combina una parte racional con otra parte emocional, siendo ésta última el impulso definitivo.

2.- Crea una experiencia positiva con tus productos: Haz que el consumidor recuerde tus acciones de una manera especial y cariñosa, intenta formar parte de su vida. Aunque te parezca difícil lograrlo, dedicando un poco de tiempo e intentando ser empático  a la hora de pensar tus campañas podrás alcanzar el éxito.

3.- Sorprende a tus clientes a través de los sentidos: El cliente valora un trato especial. ¡Regálales algo que no esperan! Sorpréndeles con un USB a su medida. Además de llamar su atención, conseguirás que quieran compartirlo con sus allegados y ¡la difusión de tu marca crecerá como la espuma!

4.- No te limites a cubrir sus expectativas, supéralas: Vender ya no es suficiente. Para superar las expectativas que tienen nuestros clientes de nuestra empresa, es necesario estudiar su percepción inicial. Medir su satisfacción y ofrecerle un buen servicio durante y después de la venta es clave.

Por lo tanto, si tienes una empresa, intenta que los consumidores tengan un sentimiento hacia tu marca o tus productos y créales una experiencia positiva, puede ser muy significativo para ellos y conseguir decantar la balanza a tu favor. ¿No sabes cómo lograrlo? ¿Quizás a través de un regalo promocional? Por ejemplo, te sugerimos que utilices pendrives personalizados con una forma especial; algo que no espere, que le conmueva. Preséntalo en un packaging atractivo que le ilusione y cree una expectativa en él.  ¡No podrá olvidar tu marca!

Piensa y dinos ¿Cuáles son las campañas publicitarias que más recuerdas? ¿a que coinciden con las  que te llegaron al corazón? Opta por el marketing emocional y conseguirás que tus consumidores sientan esa sensación hacia marca. 

 

Compartir en: Twitter Facebook Google+ LinkedIn